Skip to main content

Turrillas

Altitud: 847 m

Extensión: 39 km2

Distancia: a 47 km de Almería capital

Habitantes: 242

En lo alto de Sierra Alhamilla, dominando el desierto y el perfil imponente de la Sierra de los Filabres y dominada desde su misma sierra por las alturas del Colativí, Turrillas es un pequeño pueblo blanco dominado por una enorme torre de iglesia, construida en el XVI para dominar un panorama inquietado por las frecuentes incursiones de los piratas turcos y norteafricanos. Era la difícil España de las décadas posteriores a la Reconquista, la que culminó con la expulsión de los moriscos y con el despoblamiento o la crisis total de enteros pueblos de Andalucía, como Turrillas.

La bonita Turrillas encaramada en la sierra y de interior despejado, blanca y tranquila, de vistas impresionantes, volvió a retomar el pulso de su historia cuando, el pasado siglo, la minería del hierro llevó al pueblo la mayor animación que ha conocido y hasta el ferrocarril que unía sus bocas de mina con Aguamarga, donde era embarcado. Fue la época dorada del pueblo, la que pareció indicar que el siglo XX iba a cambiar el curso de su historia, aunque la Primera Guerra Mundial enterró, junto a millones de europeos, la ilusión en una minería, que empezó a remitir.

Hoy Turrillas espera un nuevo resurgir que bien podría venir del turismo rural y naturista que podría llevar al pueblo y, en general, a la comarca el pretendido Parque Natural de los Desiertos de Almería (Tabernas y Cabo de Gata-Níjar), que dejaría a Turrillas en una situación privilegiada, justo en el eje entre la doble vertiente de ese Parque que se extendería a lado y lado de su sierra, la de Alhamilla.

Cerca de una pequeña ermita, la de San Antonio, nos asomaremos a este verdadero balcón de la sierra para ver la ancha depresión que se extiende frente a nosotros hasta la Sierra de los Filabres, cerrando el horizonte septentrional.

La vista desde este mirador nos ofrece una visión tremendamente hermosa, el tejado rojizo de su iglesia destaca sobre el blanco de sus casas rodeadas de vegetación, un contraste excepcional que nos invita a bajar hacia el casco urbano y pasear por sus calles.

La ermita de San Antonio, situada a las afueras de Turrillas, nos ofrece una simpática construcción. La torre-fortaleza, construida en el siglo XVI testigo de batallas entre moros y cristianos, al igual que en las poblaciones del interior.

Fiestas Patronales:
- San Antonio. 13 de julio.

Fiestas Tradicionales:
- Moros y Cristianos.
- Fiestas de verano o del emigrante.