Skip to main content

Velefique

Altitud: 930 m

Extensión: 65 km2

Distancia: a 48 km de Almería capital

Habitantes: 310

Velefique, el pueblo blanco que sube junto a sus anchos bancales hasta el pie mismo de las altas y verticales cimas de la sierra, es uno de los pueblos que más historia encierra en Almería, un pueblo cargado de presencia musulmana que ha entrado de lleno en la historia misma del Islam.

Velefique fue un pueblo destacado en el Islam, refugio en el siglo X de la secta jarichí, que huía de Córdoba y que marcó la vida del pueblo y sus creencias; cuna, a mediados del siglo XII, de uno de los más representativos santones del Islam, el poeta Sidi Abuh Ishaq Ibrahim, sobre cuya tumba se edificó en Marrakech la mezquita de Sidi Ishaq tras su muerte en 1219; cuna, años después, de Abul Barakat Ibn Alhavy que vivió más de un siglo y que alcanzó importantes cargos políticos y administrativos en Fez, Marbella, Estepona, Málaga y Almería, alcanzando el rango de gran Cadí de Granada y asesor privado del sultán marroquí Abu Salin. Poeta y prosista a lo largo de sus 108 años de vida escribió una veintena de obras, entre ellas una historia de Almería.

Reducida a la ruina después de la represión sobre los moriscos, este pueblo fortificado y de gran aljibe siguió tras la repoblación viviendo de alguna manera de la ya pasada historia andalusí, y fueron el cultivo de las moreras y la industria de la seda la principal actividad, junto a la ganadería caprina, del pueblo. La incomunicación fue, de todas maneras, su gran problema hasta la actualidad y a lo largo del siglo XX la emigración lo ha golpeado, como a otros tantos pueblos de la comarca.

Pueblo compuesto por tres barrios diferenciados y que, en algunos puntos, se le antoja al viajero un paredón compuesto de casa en "colage", la renovación de la red de carreteras provincial le abre posibilidades de futuro en forma de un turismo rural que tiene en Velefique todos los elementos para prender y darnos la oportunidad de visitarlo para descansar y perdernos caminando por un campo que alterna suavidad y profundidades al pie mismo de las cimas más altas.

No se debe abandonar el pueblo sin recorrer sus típicas calles, fundamentadas en la construcción con el elemento del roquedo más próximo y versátil: la pizarra

Fiestas Patronales:
- Virgen de la Asunción y San Roque, con Moros y Cristianos. Se celebra del 15 al 17 de agosto.

Fiestas Tradicionales:
- En navidad se escenifica un belén viviente.
- Las hogueras de San Antón.
- Semana Santa.
- Día del Romero, 2 de febrero.
- Carnaval.